El Diario de Chihuahua

Chihuahua— Es común ver por las calles de Chihuahua perros o gatos atropellados, y muchas de las veces los conductores sólo los esquivan y siguen su camino, esta mañana la historia fue diferente.

Tres automovilistas, sin importar la prisas o el pesado tráfico de la mañana, mostraron que aún hay gente que se preocupa por los más desfavorecidos, en este caso, los animales.

Dos perros fueron atropellados esta mañana en el cruce de la avenida Dolores Hidalgo y Juan Escutia, uno de ellos murió, pero el otro quedó herido en medio de la calle.

Al ver esto dos carros detuvieron su marcha, sus conductores bajaron y se acercaron a auxiliar a los pobres animales, y aunque por uno de ellos ya no se pudo hacer nada, el otro estaba herido.

Un hombre que viajaba en un Seat Ibiza rojo se encargó de tomar con delicadeza al perro herido y subirlo en la parte trasera de una camioneta Ford gris, y al cuestionar a las dos mujeres que viajaban en ella sobre lo harían con el animal, contestaron que lo llevarían a un hospital veterinario.

Desgracidamente, a media calle quedó el cuerpo del animal que no corrió con suerte y perdió la vida entre las llantas de los vehículos.

 



RECOMENDAMOS