Excélsior

Ciudad de México– Para cuando llega un Mundial de futbol lo imperioso es adivinar quiénes serán los ganadores; esta curiosidad insana lleva a los seres humanos a los extremos, como éste:

En 2010, el pulpo Paul nos sorprendió al predecir siete de los resultados del Mundial de Sudáfrica, y ahora, en Rusia 2018, el gato Aquiles no se quedará atrás.

Se trata de un felino de pelaje blanco con un elevado instinto animal. Es sordo de nacimiento y vive en el museo Hermitage de San Petersburgo.

A su cargo, está la entrenadora y veterinaria Anna Kondartieva quien lo prepara física y mentalmente para desempeñar la dinámica de la elección de banderas.

La cual, este año consistirá en poner dos platos de comida para gatos cada uno con la bandera de los países contrincantes y del plato que decida comer, será el país ganador del partido.

Kondartieva asegura que Aquiles es un gran aficionado del futbol y que su sordera no es una desventaja, pues gracias a ella su nivel de intuición es superior a la de cualquier animal.

Al terminar la justa deportiva, el minimo se dedicará a visitar a niños con enfermedades terminales en el hospital. 



RECOMENDAMOS



Loading...