Instagram /

El Diario de Juárez

No es novedad que desde el inicio de los tiempos, han existido muchos hombres que tienen sexo con otros hombres, escribe Daily Trend.

Estos actos no siempre fueron considerados "homosexualidad" como tal, pues las etiquetas de orientación sexual son algo relativamente nuevo.

Piénsenlo. Gay, hetero, lesbiana, bisexual, trans. Todas estos términos son recientes a pesar de que los humanos han expresado su sexualidad de diferentes formas desde hace siglos.

A nuestra sociedad le gusta calificar de "homosexuales" a TODOS los hombres que disfrutan el sexo con otros hombres o que incluso en algún punto de su vida, lo han hecho.

Culturalmente, los hombres son juzgados fuertemente por la forma en que tienen sexo.

Cualquier "desviación" de lo ordinario es amenazante y se usa para atacar su "masculinidad". Bajo esta idea, lo único aceptado es la "completa heterosexualidad".

Esto lleva a muchas personas a preguntarse cómo es que dos hombres que tienen sexo entre sí pueden no ser homosexuales.

El problema es que las cosas no son tan "blanco y negro" o tan "homo y hetero". La sexualidad es mucho más fluida y complicada que eso.

Muchos hombres que se consideran heterosexuales han hablado sobre sus encuentros con otros hombres.

Algunos simplemente han experimentado en el pasado.

Otros disfrutan el sexo con hombres, pero no se sienten atraídos hacia ellos de forma romántica o sentimental.

Las brojobs son un claro ejemplo de esto. Básicamente, son blowjobs entre hombres heterosexuales que no tienen ningún otro propósito más que la satisfacción sexual.

No involucran sentimientos y algunos de los hombres que se han involucrado en este tipo de prácticas aseguran que tal cual es porque "están calientes y se siente bien".

Pensemos que un hombre puede disfrutar el sexo con otro hombre sin considerarse homosexual, justo como una mujer puede tener sexo con otra sin ser lesbiana.

Y curiosamente, hombres y mujeres se encuentran con juicios sociales opuestos en cuanto a sexualidad.

El sexo lésbico es una fantasía común masculina y por lo tanto, no se cuestiona la heterosexualidad de una mujer por tener algún encuentro con otra.

Irónicamente, las relaciones lésbicas no son "válidas" para muchos hombres porque no los involucran a ellos.

En el extremo opuesto está el sexo entre hombres, que siempre es visto como algo femenino que implica debilidad.

De ahí viene la idea de que un hombre que experimenta o disfruta el sexo gay es de perdida bisexual.

¿Qué define la heterosexualidad entonces? ¿Un hombre hetero puede tener sexo con otro sin ser gay o bi? No hay una respuesta correcta.

Algunos creen que solo se es heterosexual cuando no se tiene ni un pensamiento sexual "diferente" a la norma.

Otros opinan que el ser heterosexual se define por los sentimientos románticos (no necesariamente sexuales) hacia un género específico.

Existe otra idea muy interesante: la orientación sexual, identidad sexual y comportamiento sexual son tres cosas diferentes.

Según este pensamiento, juzgar la orientación sexual de alguien por cierto comportamiento no solo es prejuicioso e impreciso, sino imposible.

Yo me inclino por esa idea. Que cada quien se defina como quiera mientras no dañe a los demás.

¿Ustedes qué opinan?

 



RECOMENDAMOS