Internet /
Internet /

Excélsior

Richard Sandrak se hizo famoso a los siete años por su aspecto físico atlético, su afición a las pesas y ejercicios de alto rendimiento. Ahora, con el paso del tiempo, ya no luce como en su niñez.

Sandrak podía cargar en aquella época hasta 100 kilogramos; tenía los músculos marcados y medios internacionales lo apodaron como "El pequeño Hércules". Sin embargo, especialistas en su momento se alarmaron por su aspecto, pero los padres dijeron que su físico era por la rutina de ejercicios de siete horas y el consumo de proteína, informó Excélsior.

"Estoy muy orgulloso de mi pasado. No es algo que quiera esconder de la gente, es que no quiero vivir del recuerdo", dijo "El Pequeño Hércules", quien lleva una vida normal, cuenta en el programa "Inside Edition".

"Ahora como pizzas y chocolates porque no me interesa en lo más mínimo el índice de grasa corporal que tengo mi cuerpo", aseguró y ahora trabaja como doble en Universal Studios de Hollywood.

 



RECOMENDAMOS



Loading...