Excélsior

Miami– Una mujer es investigada por la policía de Florida por sumergir a su hijo en un excusado a manera de castigo.

La madre, identificada como Kaitlyn Wolf, residente de la localidad de Leesburg, aseguró que solo estaba jugando, aunque admitió que trató de disciplinar a su hijo porque suele decir muchas blasfemias.

Un video en el que Wolf aparece sumergiendo a su hijo de cabeza en un retrete y jalando de la cadena fue divulgado en redes sociales, donde inmediatamente se volvió viral desde el pasado fin de semana.

Wolf alegó a la estación WKMG que el video fue sacado de contexto y que el niño, que gritaba, también se estaba riendo.

Según ella, el propio niño le dijo "hagámoslo de nuevo" cuando ya habían grabado el video.

Al parecer, otro hijo de la mujer fue el encargado de grabar el video, pero ella dijo que no tenía la intención de publicarlo.

El diario Orlando Sentinel informó que el video fue distribuido por la novia del padre del niño.

La policía de Leesburg anunció a través de Facebook que se ha abierto una investigación contra Wolf, y que el Departamento de Niños y Familias del estado también está participando.

En declaraciones a la prensa local, la mujer denunció que ha recibido amenazas de muerte tras lo sucedido.

Una patrulla fue enviada a resguardar la casa de Wolf debido a las amenazas.



RECOMENDAMOS



Loading...